Imprimir esta página
¿La contraseña ha llegado a su fin?
22 Oct

¿La contraseña ha llegado a su fin?

Según Wikipedia, “una contraseña o clave es una forma de autentificación que utiliza información secreta para controlar el acceso hacia algún recurso”. Pero sabíais que el uso de las contraseñas viene desde la antigüedad, no sólo son utilizadas en nuestros días, los centinelas que vigilaban una posición solicitaban una contraseña para quien quisiera pasar a un lugar determinado.

Por lo general, la mayoría de las contraseñas tiene entre 6 y 8 caracteres, con alguna minúscula, algún número y en muy pocas aparecen mayúsculas o algún signo especial, aunque muchas de ellas suelen ser nuestras fechas nacimientos, aquella querida mascota o la fecha de cuando te casaste.

Por todas estas razones y muchas más, son muchos autores que consideran que el sistema actual de contraseñas tiene los días contados.

El fin de la contraseña

Visto que el ser humano es un ser previsible cuando crea una contraseña, el futuro del password se centra en los sistemas dobles de autenticación y en la biometría. Mientras tanto, el consejo será crear contraseñas más complejas, para que los hackers no puedan interferir en nuestras cuentas privadas.

Cierto es que, vivimos en un mundo interconectado donde tenemos mucha información en la nube y el problema reside en que cada vez tenemos más datos en Internet. Por ello son numerosos los sistemas de seguridad que buscan acabar con los diferentes fallos de las claves de acceso, ya que una contraseña no ofrece suficiente seguridad porque cualquier ataque informático compromete cualquier password por buena, mala o regular sea.  

Una alternativa es el doble factor de autenticación que requiere la utilización de un código único enviado a un email o smartphone cuando se inicia sesión, además de la contraseña habitual, ya que no hay peligro de que roben la contraseña porque cada vez será diferente.

Aunque, para encontrar nuevos métodos de seguridad se está apostando por la biometría informática como las huellas dactilares, patrones faciales o incluso la voz y es eso, lo que se cree que dejará a un lado las contraseñas tradicionales porque las huellas dactilares son únicas.

En definitiva, según vaya evolucionando nuestra sociedad tiene que evolucionar a la par nuestros sistemas de protección ante las ciberamenazas, pero cabe preguntar ¿Cuánto tiempo tardarán los ciberdelincuentes en amenazar los nuevos sistemas de cifrado?

¿Quieres saber más? Conviértete en un Experto en Seguridad Informática de la mano de los mejores profesionales.

 

Visto 203 veces Modificado por última vez en Jueves, 25 Octubre 2018 11:43
Inicia sesión para enviar comentarios